Tropa Albio Paz En Los Barrios De Matanzas

La tropa en tu barrio Albio Paz fue una de las iniciativas para los primeros encuentros con el público cuando Matanzas comenzó la fase uno.

Por Ulises Rodriguez Febles / Fotos Ayose Naranjo

La tropa en tu barrio Albio Paz fue una de las iniciativas de Teatro El Mirón Cubano y el Consejo Provincial de las Artes Escénicas, para los primeros encuentros con el público, cuando Matanzas comenzó la fase uno.

Desde que nació la propuesta, se insertaron el Circo América, la Compañía Danza Espiral, Compañía Novadanza y Teatro El Mirón Cubano; que son las agrupaciones que han permanecido, y de las que nacieron las ideas sobre las características del proyecto y el nombre de la misma, que rinde homenaje al destacado director y dramaturgo Albio Paz Hernández, quien lideró durante más de veinte años a El Mirón y defendió con varios espectáculos, eventos y textos teóricos la estética callejera.

La primera función fue en el mes de julio en el Reparto Armando Mestre, conocido como El Naranjal, una de las zonas donde se aplicó en la etapa pandémica, una las cuarentenas en la provincia de Matanzas. La actividad tuvo una connotación especial, porque fue el primer encuentro de los teatristas con el público,  en una actividad social que muchos admiraron desde los balcones y otros en la acera, cumpliendo las medidas de higiene y distanciamiento físico, algo sobre lo que siempre insisten los organizadores, para evitar el contagio. El espectáculo demostró la necesidad del público, y también de los artistas de tener ese contacto vital, que la pandemia detuvo, lo que fue agradecido por los pobladores, con un largo aplauso.

Todos con nasobucos, a un metro de distancia, recibiendo las propuestas danzarias, circenses y de teatro en espacio abiertos, como las magníficas ejecuciones con fuego de Teatro El Mirón Cubano, que alcanzan en el cierre de cada función, mostrando la esplendorosa belleza de la luz, y de las imágenes que se crean, a partir del virtuosismo de la ejecución y el riesgo de los actores, dirigidos por Rocío Rodríguez.

La idea de la Tropa en tu barrio, según Pedro Rodríguez Caballero, presidente del Consejo Provincial de las Artes Escenicas en Matanzas, “es precisamente actuar en la cuadra, utilizando la calle, algunas veces entre edificios o las casas, y no las plazas o parques como es habitual en otras actuaciones en espacios abiertos, lo que hace que de esta manera  se impliquen a los vecinos, de una manera activa y diferente,  y el espectáculo adquiera desde el punto de vista espacial y de recepción, una atractiva dinámica”.

La primera función, y las otras en barrios de la ciudad y de las afueras, como Corral Nuevo, Gelpi o Carbonera, han mantenido esa relación pública.  Siempre se realizan los viernes, en el horario de las 8: 30 pm y aunque fue pensada para esta etapa de pandemia, en sus diferentes fases, es un proyecto que se debe mantener, según la opinión de muchos,  teniendo en cuenta que con mínimos recursos, se pueden llegar a innumerables cuadras, de los barrios de la ciudad de Matanzas,  y porque además de propiciar el disfrute del público, sirve como una acción de promoción,  en la que se divulgan con volantes o por audio, la programación de las Artes Escenicas en sus diferentes salas o espacios alternativos, algo que ha sabido aprovechar el Departamento de Promoción y Publicidad del Cpae en Matanzas.

Según el fotógrafo Sergio Martínez, que ha documentado junto a Ayose Martínez, varias de las actividades, “la Tropa en tu barrio Albio Paz ha venido para rescatar un momento en que los escénicos han buscado a su público y este ha disfrutado de su arte. Ha sido un regreso a la comunidad, que la gente disfruta mucho”.
Rocío Rodríguez Fernández, la directora de El Mirón Cubano opina que “está muy muy contenta. Es un acto auténtico de regresar a los barrios; sobre todo después de haber vivido tanto tiempo en casa. La cercanía en el barrio, propicia una intimidad única y un agradecimiento muy especial. Son numerosas las anécdotas que ha propiciado esta experiencia.”
Enrique Martell, acróbata y líder de Circo América, refirió que “Estamos súper contentos; porque nos ve un público diferente, al que normalmente asiste a nuestras presentaciones, que nos recibe con cariño, gratitud.”

Liliam Padrón, bailarina, coreógrafa y directora de Danza Espiral, opina que “después de los tres meses de distanciamiento social, la posibilidad de compartir un espacio común con la gente, propicia la posibilidad  le da un espacio para reunirse, y de que las personas puedan disfrutar de diferentes manifestaciones de las Artes Escénicas, después  de una etapa virtual. Siento esa necesidad de compartir con la gente y se preparan para el teatro en su comunidad.”

El público también refirió el impacto que la Tropa en tu barrio Albio Paz, ha tenido en la gente. Según Regla Martínez Ramos, responsable de la zona 3, de los CDR en el barrio de Versalles, uno de los lugares donde se presentaron los artistas, “la motivación, de los vecinos, por lo que han presenciado, una oportunidad, que reciben, sin moverse prácticamente de su casa, porque muchos se mantienen en portales o balcones”.

Por otra parte, Roberto Cabrera, del poblado de Corral Nuevo, “se sintió complacido con lo que ha visto, el rigor y la profesionalidad de los artistas, y especialmente la recepción de la gente, que está muy necesitada de este tipo de actividades”.

Con una duración de cerca de cuarenta minutos, el público ha visto durante las presentaciones espectáculos de danza contemporánea, folclórica y flamenca, números de magia, payasos, acrobacia, equilibrio; además del hermoso espectáculo de El Mirón Cubano, del que Albio Paz, estaría satisfecho.

La tropa ha llegado durante los meses de julio y agosto a varios barrios matanceros,  lo que constituye un homenaje, al artista que lleva su nombra, una manera de  recordar   sus aportes en obras, que marcaron la estética de la agrupación matancera, y que siempre estuvieron cercanas a  un público, asaltado en sus espacios cotidianos, como El gato y la Golondrina, Juan Candela, o el Quijote…, interpretada por él, cuya imagen de alguna manera simboliza su visión del teatro y la vía de acercarse a los espectadores:  El Quijote sobre rocinante,  con su adarga, abriéndose paso entre un público extrañado,  que le abre el camino a la potente fuerza del teatro.

Fotos: Casa de la Memoria Escénica.

Contenido Relacionado:

El Mirón Cubano Y Su Acompañamiento A La Familia Matancera