UN INSTITUTO QUE CUENTA HISTORIAS: CUARENTA AÑOS DEL ISA

UN INSTITUTO QUE CUENTA HISTORIAS: CUARENTA AÑOS DEL ISA

Por Zulaine Soler
Las cuatro décadas que ya marcan la historia del Instituto Superior de Arte, ha sido uno de los principales acontecimientos recordados en la presente edición del Festival Nacional de Teatro.
El Centro de Convenciones Santa Cecilia es el edificio escogido para intercambiar acerca de propuestas escénicas y otros temas de interés en la decimosexta edición del Festival Nacional de Teatro. Este sitio agradable nos recibe todas las mañanas mientras propone un cronometrado programa.
Como parte de estas jornadas teóricas se realizó, con especial interés, un Fórum dedicado a los 40 años del Instituto Superior de Arte.

ISA 40 eEl panel estuvo integrado por Carlos Celdrán, Osvaldo Cano, Eberto García Abreu, Omar Valiño, Yudd Favier e Isabel Cristina López Hamze, en calidad de profesores de la Universidad.

Los especialistas hablaron de su experiencia como mentores y revisitaron historias de vida como estudiantes que, a su vez, construyen la historia de una escuela probada en el ejercicio de fundar y resistir aun cuando sus paredes no lo hagan. Cuando digo resistir, cito al profe Eberto y a su afán de disciplinarnos la conciencia contando la vida de esa señora llamada Facultad y que vivió de joven en un castillo rodeado de caras inquietas.
Por su parte, Carlos Celdrán recordó a Flora Lauten en el esplendor de los años 80 y sus clases a puertas abiertas, en analogía del espíritu de entonces. Abrir las puertas de sus clases de actuación significaba inclusión, adeptos y sobre todo, conciencia de cambio. Trajo también a la sala al maestro Vicente Revuelta, a Helmo Hernández, hasta que otros nombres también fueron surgiendo en distintas voces: Graziella Pogolotti, Rine Leal, Freddy Atriles y otros.
Dicho foro se sumó a las celebraciones que el teatro ha desarrollado este año por las cuatro décadas del ISA. El evento Traspasos Escénicos en abril pasado fue dedicado a este aniversario. Todas las publicaciones de Tablas-Alarcos desde agosto al momento también han sido regalo para la Universidad de las Artes y, por último, este propio Festival de Camagüey.

ISA 40 e5 Asimismo, Omar Valiño refirió que solo el teatro ha conmemorado la fecha, o lo ha hecho mucho más que otras manifestaciones artísticas, y con nuestro teatro a la vanguardia, la Facultad de Arte Teatral.
La joven del castillo, por supuesto, ha madurado, aunque no ha dejado de codearse de inquietos. Se hizo referencia –con premura– a los proyectos actuales de los estudiantes. La Quinta Rueda, los trabajos comunitarios, el montaje de Las brujas de Salem en títeres para adultos, la participación en el Festival de La Habana, Traspasos y este Camagüey.
Además, otros espacios como las colaboraciones habituales con Cubaescena, Perro huevero, Gestus y Tablas, son datos que confirman un heredado hábito de fundar, de incluir, de probar y cambiar.

Comparta nuestros contenidos en redes sociales: