“De España Vengo. Antología de la Zarzuela Española”

“De España Vengo. Antología de la Zarzuela Española”

Por Isachi Durruthy / Fotos Buby Bode

El histórico Teatro Martí acogió el espectáculo De España vengo: Antología de la Zarzuela Española. Consagrados y jóvenes cantantes líricos, junto al Ballet Español de Cuba y la Banda Nacional de Conciertos, bajo la batuta de su director titular, el maestro Igor Corcuera, ofrecieron una hora y media de calidad interpretativa, coherencia musical y un grato desdoblamiento escénico agradecido por el numeroso público asistente.

Durante los últimos años la zarzuela española ha mermado considerablemente su presencia en los escenarios nacionales. El director de arte y puesta en escena, Daniel Noriega, expresó la trascendencia cultural de la reposición de obras (fragmentos) que subieron a escena. Estos títulos tuvieron gran auge en la Isla durante los siglos XIX y XX, principalmente durante exitosas representaciones en el Coliseo de las Cien Puertas.

A partir de la colaboración del investigador e historiador, Enrique Río Prado, quien realizó un estudio de las zarzuelas estrenadas en el Teatro Martí durante la primera mitad del siglo XX; se efectuó la curaduría musical para el montaje del espectáculo, sin olvidar otros títulos que también alcanzaron gran popularidad en otros teatros habaneros.

Conformaron el programa, selecciones de las zarzuelas: Doña Francisquita, de Amadeo Vives; Marina, de Emilio Arrieta; Luisa Fernanda, La Marchenera y Azabache, de Federico Moreno Torroba; así como La Revoltosa y Las hijas del Zebedeo, de Ruperto Chapí. Lo completan, selecciones de La Leyenda del beso y La del Soto del Parral, de Soutullo y Vert;  El niño judí, de Pablo Luna; La Tabernera del puerto, de Pablo Sorozábal y Los gavilanes, de Jacinto Guerrero, así como El gato montés, de Manuel Penella, y La boda de Luis Alonso, de Gerónimo Giménez.

El elenco conformado por las sopranos Dayri Llanes y Kirenia Corzo; la mezzosoprano Dayamí Pérez; el tenor Giraldo Carmenate y el barítono Reinaldo Cobas; así como, el Ballet Español de Cuba, a partir de coreografías originales creadas por su director y fundador, el maestro Eduardo Veitía, resultó de una emocionante imbricación con los más genuinos valores del repertorio lírico hispano.

Dominio absoluto del repertorio, sólido acompañamiento musical, coreografías de intenso colorido al servicio de una puesta en escena en la que el refinamiento y el buen gusto trajeron de vuelta un esplendor que se conecta con los mejores esfuerzos de décadas pasadas.

Este  empeño de la Oficina del Historiador de la Ciudad, el Teatro Martí y la Consejería Cultural de la Embajada de España en Cuba, rindió homenajes de saldo histórico al Dr. Eusebio Leal Spengler, incansable defensor de nuestros valores patrimoniales; la primera vedette de Cuba, Rosita Fornés, quien tantas glorias acariciara en este género, y al maestro Roberto Chorens, promotor del buen arte lírico,  hasta el fin de sus días.

Con el afán del éxito, el espectáculo De España vengo: Antología de la Zarzuela Española sentó las bases para futuros encuentros, celebraciones y cofradías, donde  la zarzuela española y cubana, reposen a buen recaudo teatral, para la continuidad histórica y el bien de la cultura hispanoamericana y universal.

 

 

 

Comparta nuestros contenidos en redes sociales:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.