Vital Teatro y su mirada a la cuarentena

Vital Teatro anuncia el estreno de "Cuarentena" el próximo 3 de septiembre, en la Adolfo LLauradó del Complejo Cultural Vicente Revuelta.

Por Maya Quiroga

Luego de dos años lejos de los escenarios, debido a la pandemia de la Covid-19, el actor Alejandro Palomino, director de la compañía Vital Teatro, anuncia el estreno del espectáculo Cuarentena el próximo 3 de septiembre, en la sala Adolfo LLauradó del Complejo Cultural Vicente Revuelta.

“Ha sido muy complejo poder armonizar el trabajo en esta larga temporada de dos años, con la presencia de la pandemia. No hemos detenido la producción. Hubo tiempos en que tuvimos que retirarnos en aislamientos, en zonas de soledad, pero mantuvimos el intercambio telefónico y a través de las redes. Así fuimos creando el espectáculo, poco a poco”, explicó Palomino en un encuentro con la prensa.

Cuarentena, obra del dramaturgo Ulises Rodríguez Febles, Premio Fundación de la Ciudad de Matanzas 2021 y Premio Santa Camila de La Habana Vieja (Beca de Producción Teatral de la Uneac en la Ciudad de los Puentes), indaga en las obsesiones de una familia cubana en el delicado momento en que llega la Covid-19 a la Mayor de las Antillas.

Escenas de la obra mostradas durante la conferencia de prensa.

Advierte Ulises que la pieza nació cuando por primera vez en su vida ha estado encerrado en su casa, a inicios de la pandemia, en medio de la incertidumbre de una enfermedad desconocida que trajo mucho dolor a la familia cubana:

“Es un homenaje al Sistema de Salud Pública de Matanzas donde más se agudizó todo. De la pandemia se van a escribir muchas obras pero esta es mi mirada a ese momento. Se dice que no debe escribirse sobre un tema cuando un fenómeno está aconteciendo sino cuando pase el tiempo y puedas sedimentar todo lo que sucedió”.

Ulises tiene como práctica enviar sus obras a determinados creadores y a críticos para que les den sus criterios. Cuando Palomino la leyó se enamoró del texto cuya protagonista es una enfermera que está en la Zona Roja y su vida peligra todo el tiempo.

El estreno se ha visto aplazado por los ciclos de la pandemia y por otra tragedia: el incendio en la Base de Supertanqueros. Por eso, asegura Ulises que le van a rendir tributo a las víctimas del virus y del siniestro.

Palomino agradeció públicamente a Ulises por la confianza depositada en Vital Teatro de quien ya han estrenado Béisbol, Frida, yo soy María y tienen en proyecto montar Emilia habla con los muertos.

“Son más de dos años de trabajo con la pieza. Tenemos un sistema para los procesos de creación de un espectáculo, aunque sean agónicos, se demoran alrededor de ocho meses. Depende también de la dinámica con que el actor sostenga y pueda desarrollar su interpretación”, advierte el director.

En opinión de Palomino, Cuarentena es “un documento fiel y revelador, desde el punto de vista social, cotidiano, doméstico. Habla de cuáles fueron los equívocos que existieron, por desconocimiento, y sobre aquellos que buscaron un espacio de libertad en medio de la pandemia, en función del amor, fundamentalmente. Hay una serie de conflictos que se desarrollan, en circunstancias precarias, difíciles de entender”.

El elenco de Cuarentena está integrado por Nora Elena Rodríguez, Enrique Bueno, Ernesto Tamayo, Ari Fonseca, Mayelín Barquinero y Alejandro Palomino.

Ulises y Palomino brindaron detalles de la puesta en escena de Cuarentena.

Dramaturgia Vital

Precisamente Ulises fue quien le abrió las puertas a Vital Teatro en la matancera Casa de la Memoria Escénica en un espacio, con carácter bimensual, que visibiliza al Museo de Esculturas en Madera de la Dramaturgia Cubana, hasta ahora con veintiuna piezas del escultor y pintor Adán Rodríguez Falcón, dedicadas a obras importantes de la historia del teatro cubano así como a autores contemporáneos y del siglo XIX.

“Ha tenido la gentileza de invitarnos a articular un proyecto de investigación sobre la dramaturgia cubana. Todavía está muy joven y tiene mucho por caminar. Hemos trabajado con la obra de Abelardo Estorino, el propio Ulises, Amado del Pino y ahora mismo con dos textos de Albio Paz, con los cuales debemos regresar a Matanzas para seguir cultivando ese espacio que se llama Dramaturgia Vital”, especificó Palomino.

En el patio Vagos rumores, en homenaje a la obra de Estorino, se celebra un encuentro, estilo café, donde se han podido ver en escena fragmentos de las piezas de los autores que están presentes en el Museo y cuyos textos se conservan en el Banco de la dramaturgia cubana de la Casa de la Memoria Escénica.

Al decir de Ulises se trata de un proyecto muy lindo que cuenta con gran afluencia de público y ha funcionado muy bien en el ambiente donde se desarrolla.

Fotos cortesía de la autora.

 

Contenido Relacionado:

Ulises Rodríguez Febles y una dramaturgia comprometida