Anuario 2020 de la Revista Tablas, 20 años de la Editorial y una pandemia

Se trata de un volumen pensado y hecho a la sazón de los momentos más difíciles del distanciamiento social, un anuario que nos mantuvo vivos durante el encierro y en el que quisimos que nos acompañaran los libretos Cuarentena de Ulises Rodríguez Febles y El almuerzo de la abuela de Blanca Felipe, dos textos creados a la sombra de esta pandemia que nos plantea nuevos retos.

2020 es ya y será durante muchas generaciones un año indeleble. Para muchos en el mundo era el año de las Olimpiadas en Tokio, para los teatristas cubanos era un año de regreso a Camagüey, y para la Casa Editorial Tablas-Alarcos, un aniversario cerrado.

Los primeros veinte años como editorial se celebrarían por toda Cuba con presentaciones,  talleres de la crítica en plazas usuales y otras nuevas. Era un año para halagar a nuestro catálogo de autores que tuvo su inicio y casi única acción durante la Feria Internacional del Libro de La Habana, en la subsede de la Casona de Línea.  De ahí que la presente entrega sea concebida como un anuario donde compartimos con  los lectores parte de lo que estuvo ocurriendo en aquellas jornadas de febrero, justo antes de que la vida social del planeta se viera frenada por la pandemia de la covid-19. El teatro, puesto en pausa como muchos otros planes de vida, migró a los espacios virtuales, y entonces, el quehacer de Tablas se vio abocado también hacia las redes.

Durante este número fuimos acompañados por las voces de críticos como Eberto García Abreu, Nara Mansur, Isabel Cristina López Hamze o Federico Irazábal quienes junto a otros colegas revisitaron su práctica del ejercicio profesional. A ellos se sumaron varios directores como Juan González Fiffe, Yunior García y Pedro Franco, entre otros creadores que reflexionaron sobre el papel de la crítica como parte del espacio teatral.

Varios directores, investigadores y dramaturgos accedieron a compartir su punto de vista sobre los nuevos retos que una pandemia mundial plantea al arte de las tablas. Así tenemos aquí una actualización sobre  cuál fue la rutina teatral seguida en este último año para varios colectivos como  los de la Casa de la Memoria Escénica, Teatro de las Estaciones, Teatro La Proa o Teatro Tuyo, entre otros.

Otro de los ejes de trabajo fue al que nos convidó la reflexión en torno a la danza en Cuba hoy, para ello contamos con artículos de la doctora Bárbara Balbuena, de la primera bailarina Grettel Morejón y de la periodista Thais Gaes, junto a una excelente entrevista al gran bailarín Julio Arozarena hecha por la investigadora Marilyn Garbey, entre otros trabajos. Esta entrega sirve también como espacio desde el que hacemos homenaje a los Premios Nacionales de Teatro Rubén Darío Salazar y Zenén Calero, y al Premio Nacional de Danza, el maestro Johannes García.

Se trata de un volumen pensado y hecho a la sazón de los momentos más difíciles del distanciamiento social, un anuario que nos mantuvo vivos durante el encierro y en el que quisimos que nos acompañaran los libretos Cuarentena de Ulises Rodríguez Febles y El almuerzo de la abuela de Blanca Felipe, dos textos creados a la sombra de esta pandemia que nos plantea nuevos retos.

Puede descargar el Anuario 2020 de la revista Tablas aquí:

anuario 2020_TABLAS